COLUMNA

El boom petrolero (tercera época)

En 1977, durante el gobierno de José López Portillo, en nuestro país se descubrió un importante yacimiento petrolero con lo cual México se integró a la lista de naciones exportadoras más poderosas del mundo. En aquel entonces, la visión política fue de corte macroeconómica, con lo cual se dejó en estado de indefensión a las regiones productoras del hidrocarburo, lo que propició paradójicamente, pobreza y marginación social; el nacimiento y consolidación de un sindicalismo charro y la permanente disputa entre la línea dura de la Federación y las entidades productoras. Desafortunadamente, la euforia petrolera fue pasajera. El sexenio de López Portillo heredó una deuda externa memorable. Por mucho tiempo, los estados ricos en petróleo, entre los que se encuentra Tabasco, han tenido que exigir un trato equitativo de acuerdo a su aportación a la riqueza nacional. El asunto se convirtió en una cuestión política.

Recientemente, el Presidente Felipe Calderón anunció el descubrimiento de un mega yacimiento ubicado en Mazateupa y Tucta, el corazón indígena de Nacajuca. Hallazgo sin precedentes, consignan las notas. Pero si revisamos el pasado reciente, la paraestatal -léase la Federación- tiene saldos pendientes en este rubro con los tabasqueños. Sin embargo, en el contexto de las alternancias -federal y local- tanto Enrique Peña Nieto como Arturo Núñez Jiménez han construido un puente de entendimiento que avizora buenos dividendos, en lo político y en lo social; de tal modo que esta segunda época del boom petrolero supondrá, primero, saldar viejas deudas en un entorno nuevo; no se trata de exigir a través de movilizaciones, sino de hacer valer las vías institucionales. Durante muchos años la toma de pozos petroleros por parte de la izquierda fundamentalista, así como el corporativismo petrolero oficialista, fueron rémoras para el desarrollo de Tabasco.

Parece que con la alternancia política en Tabasco, hay nuevos signos de esperanza ante un escenario financiero restringido, donde las participaciones federales han sido comprometidas. Este boom petrolero ha sido tomado muy en cuenta por el grupo cercano a Enrique Peña Nieto, principalmente, por quienes atienden el tema energético. Lejos de daños colaterales, deberán pensar en los beneficios respectivos. La izquierda deberá pronunciarse en los hechos. La Federación hacer valer su condición de gobierno con apertura y según reza su origen, con justicia social. A partir del 1 de enero nos iremos dando cuenta como maneja este asunto el próximo secretario de energía y el director de PEMEX. Sin embargo, antes, ya Arturo Núñez ha hecho un llamado a no desaprovechar esta oportunidad. Ha dicho que la nueva relación de Tabasco con la paraestatal no será solo como donador o indemnizador, será también una relación comercial entre clientes. El auge de los años 50 y 80 quedó a deber, es hora de cumplirle a Tabasco. Esperemos que los movimientos de MORENA contra Peña el próximo sábado no sea una mala señal, y peor aun, que se manifiesten de que “si no cumplen con tarifas eléctricas o participaciones petroleras tomaremos pozos de PEMEX”, dios nos libre.

Rosalinda, dos vías

Firme dejó la sala superior del TEPJF la diputación plurinominal de Rosalinda López Hernández. De esta manera, dos son los escenarios inmediatos que se plantean. El primero, que la ex senadora asuma su papel como diputada local para cabildear las reformas mas importantes en los momentos cumbres, claro, sin detrimento del liderazgo que ejercerá Nesho Balboa. En este contexto, se prevé que su experiencia legislativa sirva para por ejemplo, sentar precedente en modificaciones sustanciales a la Ley Orgánica y proponer un nuevo esquema reglamentario, labor que compete al ejecutivo en turno. Bajo esta premisa, el trabajo parlamentario que desarrollará Rosalinda tendrá mucho que ver con eficientar la transparencia y rendición de cuentas del Poder Legislativo. El otro escenario que se ha planteado, es su posible integración al gabinete estatal, principalmente si consideramos la función que desempeña como cabeza de la Comisión de entrega-recepción. En la vía que sea, Rosalinda confirmará su capacidad y experiencia. Cuando muchos auguraban el final de su carrera política, hoy por hoy, la ex senadora es una aliada estratégica en el proceso de alternancia. Su amigo Arturo Núñez, le tiene alta confianza.

Esther Alicia Dagdug jura y perjura que en su reciente visita al CEN del PRI, de manera pública recibió el visto bueno para coordinar los trabajos de la bancada priista en la próxima legislatura. En privado, Pilar Córdoba recibió la misma bendición, incluso, sin aparecerse en las capacitaciones.

Eduardo Álvarez, otro sibarita perdedor, pasó de coordinador de delegados a zapatero. Que triste.

selvatab_jaguar@hotmail.com

Est aún no tiene comentarios. Sé el primero de tus amigos en comentar.

Comenta

Enviando los datos, por favor, espere...

Generar otro

Content on this page requires a newer version of Adobe Flash Player.

Get Adobe Flash player

  • Reglas de Uso:
  • Comenta, analiza, critica de manera seria, respetuosa y responsable.
  • Evita escribir insultos o ataques contra personas e instituciones.
  • Mensajes con contenido vulgar o difamatorio serán eliminados.
  • No se publicará ningún comentario anónimo.
  • Escribe bien, NO ESCRIBAS EN MAYÚSCULA TODO, no escribas como en un SMS, evita cosas como "ke", "x q" y demás abreviaciones.